Cosas que nadie te dice acerca de los cursos que ofertas en tu web

Publicado en |

Uno de los info-productos que más de moda se han puesto en el mundo de los negocios por internet, es el de vender cursos sobre algo en específico, si ya lo has hecho, sabrás que no todo lo que se dice acerca de estos es cierto y que a veces es más el trabajo duro que la misma recompensa, por lo cual debes estar al tanto de algunas cosas que son mito, otras que son verdad y unas más que solo son información valiosa si es que estás pensando en montar un buen curso.

Los cursos nos ofrecen alternativas de ingresos (de las que ya hemos hablado anteriormente) que puedes potenciar según tu conocimiento. Lo cierto es que tienes todo un mundo de posibilidades cuando de creación se trata y más si es de tu propiedad, pues puedes hacer todo lo que te plazca (irónicamente bajo ciertos parámetros). Algo que debes saber de inmediato, es que debes contar con amplia experiencia para redactar un curso y ponerlo a la disposición de personas, pues si el 51% o más de los compradores se ha visto afectado con los pocos resultados, por ética deberías ofrecer una disculpa pública y devolver parte del dinero (sino es que toso) para tratar de subsanar las fallas, pero aun así eso te dará una muy mala reputación. Así que mejor prepárate y busca buena información.

Tiempo: Depende mucho de varios factores, pero en realidad, para un buen curso donde se aborden varios aspectos con el máximo objetivismo posible, tardarás en promedio unos 6 meses en los cuales deberás simplemente dedicarte más de lo que crees y tratar de mejorar tus horarios para no verte abrumado. También es cierto que puedes gastarte mucho de ese tiempo, en entrevistas y apoyos de profesionales que necesitas para nutrir tu curso, pues es mejor que no solo lo hagas con lo que tienes (por más profesional que seas), lo mejor es que investigues un poco y referencies algunos datos proporcionados por especialistas en uno u otro tema. Es bueno que cuando finalices todo el proceso, lo leas de nuevo tú mismo y luego le digas a alguien más que lo lea para que detecte los posibles fallos en la ortografía o sentido de algunas frases que puedas decir.

Vale 80 euros, pues no ganarás 80 euros: Debes tener en cuenta que si crees que tu curso merece un valor de 80 euros, lo pongas a la venta por al menos 120 euros, ¿Por qué?: de ello tendrás que sacar: una comisión media por los anuncios que pueden aproximarse a los 10 euros, los impuestos que te quitaran unos 20 euros, el coste por venta que ronda los 7 u 8 euros, así que será mejor que hagas un presupuesto real de la situación para que no te quedes con menos de la mitad de lo que pensabas.

No son necesarios los mini-cursos: Muchos hablan de ofertar (es decir, gratis) mini-cursos a los lectores, para luego ofrecer cursos enteros de pago, pero la verdad es que solo hacen falta seguidores fieles que puedan hacer eco de lo que estas ofertando, una publicidad sobria, y un buen llamado a la acción para que veas como en poco tiempo los puedes vender todos y de la mejor forma. También es cierto que una vez lo tengas, no es necesario que lo estés avisando, con ponerlo en un lugar visible y llamativo, es suficiente.

Recuerda siempre que tus suscriptores te ayudaran mucho, pues puedes tener unos 340, pero de ellos, no todos se van a inscribir al curso, así que debes mejorar su campaña promocional con el fin de que se vean atraídos, pero tampoco trates de imponérselo de ninguna manera.

 

MyMail WordPress Plugin free